En esta oportunidad estuve probando un auto eléctrico en la fábrica de BYD en Shangshá, República Popular China.